Escudo de Bilbao

Escudo de Bilbao

Cuando la gente mira el escudo de Bilbao suele adivinar la mayoría de elementos porque son, pero siempre se suelen preguntar qué significan los lobos del escudo de Bilbao. Pero la realidad es que el escudo contiene muchos elementos y ninguno es de forma casual.

La Ría: A principio era un elemento clave en la vida de Bilbao, ya que era por donde llegaban las mercancías. Y de hecho, esta importancia ha continuado hasta la actualidad.

Los dos Lobos: Se añadieron en 1300 y se tomaron del escudo de armas de Don Diego López de Haro, fundador de la Villa. Además, de la teoría del origen de los lobos por el escudo de Don Diego, ya que su apellido López proviene de “lupus”, lobo, hay una teoría alternativa. Esta le otorga los lobos por la leyenda en que Jaun Zuria mató dos lobos cuando iba a la batalla en la que se proclamó primer Señor de Vizcaya, lo que convirtió a los dos lobos en un símbolo de buen presagio.

El puente y la Iglesia: Se trata del puente de San Antón y la Iglesia de San Antón. Es un símbolo de gran significado ya que la iglesia marcó el punto donde nació la Vila, y el puente de San Antón fue su vía de acceso.

La Corona: Se le añade al escudo en 1475 cuando Fernando el Católico otorga a Bilbao el título de Noble Villa.

La Leyenda: es un elemento que no se suele mostrar normalmente en las representaciones de los escudos de Bilbao. La añadió Felipe II en 1603 cuando otorgó a Bilbao los títulos de Muy Noble y Muy Leal.

Orla de Pluma y Rama de Laurel: A raíz de los sitios que recibe Bilbao en 1836 y en 1837, la villa recibe el título de invicta. Por ello se le añade una orla de una pluma en honor de los que murieron defendiéndola, y una rama de laurel en honor del cuarto sitio que recibió Bilbao en 1874.